La reapertura de la piscina del complejo deportivo está prevista para el primer lunes de agosto

El Instituto Ceutí de Deportes (ICD) continúa efectuando las obras de mejora de las instalaciones del complejo deportivo Guillermo Molina Ríos. En concreto, la entidad local comenzó a mediados de junio a realizar las actuaciones en la zona de la piscina y en las oficinas, además de iniciar la modernización de toda la cartelería del edificio, interior y exterior, así como la reparación de los vestuarios de la planta baja.

En menos de un mes ya se ha realizado el cerramiento completo de la piscina en la segunda planta, reforzando el aislamiento de las oficinas del complejo deportivo para evitar la filtración de humedad en zonas externas a la zona acuática.  Un cierre que ha consistido en la construcción de un muro completo que recorre toda la segunda planta y permite la visión de la piscina a través de los ventanales ubicados en todo su largo. Gracias a esto, la piscina podrá mantenerse a la temperatura adecuada sin afectar a los usuarios y trabajadores que se ubiquen en otras partes del edificio.

Además de esto, el ICD está finalizando las actuaciones de mejora en los vestuarios de la planta baja, junto a la zona de baño. Se están cambiando todas las puertas de acceso y colocando nuevos accesos antihumedad para evitar la corrosión del material con el que se fabrican. En adición a lo anterior, dentro de los vestuarios se ha realizado el embellecimiento del sistema de ventilación colocado a principios de año y se han sustituido las encimeras y los espejos de todos los habitáculos.

La entidad deportiva ha aprovechado el mes de cierre de la piscina para cambiar toda la cartelería corporativa, tanto en el interior del edificio como en los accesos exteriores. Así, se ha modernizado la señalización y las lonas decorativas con nuevas fotografías y añadiendo el logo actual, adaptando todos los carteles a la estética del órgano local. También se han iniciado los trabajos de pintura, se han arreglado pequeños desperfectos en la fachada del edificio, se han reparado las filtraciones del vaso deportivo y han comenzado los trabajos de alicatado en algunas zonas, como la entrada de la piscina.

Más actuaciones

En este periodo, a finales de julio, el ICD también llevará a cabo las tareas de desinfección y desinsectación rutinarias de la instalación, abriendo la piscina nuevamente al público a principios de agosto para que el cierre sea lo más breve posible. Durante este tiempo, las reservas para las sesiones de natación libre están deshabilitadas, pero los técnicos del órgano local estarán disponibles para resolver cualquier duda que pueda surgir sobre el uso de la piscina.

Al mismo tiempo, el ICD cuenta con profesionales que están reformando algunas de las infraestructuras del polideportivo Antonio Campoamor. En el pabellón se va a efectuar la reparación completa de la cubierta del pabellón, se ha sustituido la puerta del almacén, se han cambiado los tapajuntas y se están reemplazando las losetas, entre otras actuaciones.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad